Skip to content

Compra o migra tu servidor y añade los servidores virtuales que quieras, gratis

La ventajas de virtualizar un servidor dedicado son numerosas. A día de hoy, con contadas excepciones, es mucho más interesante virtualizar un servidor dedicado que dejarlo sin virtualizar. Desde Digital Valley virtualizamos tu servidor dedicado de forma gratuita y usamos tres de los mejores hypervisores en el mercado: Vmware, Xen y Hyper-V. Puedes añadir servidores virtuales desde el panel de control cuando quieras y provisionar los recursos que necesites.

¿Qué es la virtualización?
Explicaré de forma muy breve y sencilla qué es la virtualización: La virtualización es la creación virtual de un recurso tecnológico, como puede ser un servidor dedicado. Antes de las tecnologías de virtualización,  en un servidor dedicado, sólo podía correr un sistema operativo. Si una empresa necesitaba tres servidores, compraba tres máquinas diferentes. Los gastos del hardware, electricidad, espacio, climatización y mantenimiento eran triples. Con la llegada de la virtualización, la empresa en el ejemplo, puede comprar o alquilar un servidor dedicado y crear tres servidores virtuales dentro del servidor dedicado. Incluso puede contratar tres servidores virtuales directamente con un proveedor como Digital Valley sin necesidad de un servidor dedicado.

Las ventajas de virtualizar un servidor dedicado son muchas, por ejemplo:

– Ahorro de costes.
Puede ahorrarse hasta un 70% de las facturas de hardware, software, soporte técnico, mantenimiento y personal informático, electricidad y sistemas auxiliares. Más datos en el artículo de “Costes reales de mantener tus servidores en la oficina”. 


– Aprovisionamiento de recursos más rápido y fácil.

Redimensionar los recursos de disco o CPU para cada servidor virtual desde el panel de control del hypervisor es realmente rápido. En cuestión de segundos los recursos se re-ajustan sin tener que reiniciar la máquinas.

– Optimización de recursos.
En un servidor virtualizado aprovechamos mejor los recursos de hardware que hemos pagado. Podemos añadir nuevas servidores virtuales hasta aprovechar completamente todo el hardware adquirido.

– Migraciones y backups más sencillos.
En caso de desastre físico, por ejemplo, en caso de fallo de un disco duro,  la migración de un servidor virtual a otro servidor físico virtualizado es más rápido que instalar un servidor dedicado sin virtualizar nuevo y recuperar un backup completo del servidor que falló.
Incluso podemos mover automáticamente servidores virtuales entre diferentes servidores físicos virtualizados (nodos).

– Entornos de pruebas.

Crear  y destruir servidores virtuales para los equipos de pruebas es cuestión de segundos. Aprovisionar nuevos servidores virtuales usando plantillas es una labor que incluso se puede automatizar para que los administradores no tengan que intervenir.

Published inNueva Economía

Be First to Comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *